La planta de energía solar en Chernóbil, es un logro después del desastre que sufrió en 1986. ¿Lo recuerdas?

En Ucrania el 26 de abril de 1986, en una central nuclear, una prueba rutinaria de control en el reactor, desató la tragedia. Al hacerlo formó cuatro nubes radiactivas que provocaron la muerte de 31 trabajadores y bomberos. Mientras que miles sucumbieron después a enfermedades relacionadas con la radiación, como el cáncer.

De la desolación a la esperanza

La ciudad de Chernóbil quedó bajo la letal atmósfera y tardó años en recuperarse.

La central nuclear permanece encerrada en un sarcófago gigante para contener las emisiones radiactivas. La zona sigue deshabitada, visitada solamente por turistas a quienes dirigen unos guías equipados con medidores de radiación.

En el primer intento de reactivar Chernóbil, se ha construido una planta de energía solar constituida por 3.800 paneles. Tiene la capacidad de abastecer a 2.000 apartamentos. El simbolismo que representa es toda una esperanza para los habitantes del lugar que se vio tan afectado por el desastre.

Esto es un ejemplo, de como en todo el planeta, la energía solar es un motivo de esperanza. Los gobiernos de algunos países de Europa, Asia y África, tienen sus expectativas en las energías renovables, como una alternativa para contribuir con el medio ambiente y bajar los costos del abastecimiento.

Nuestro país, México, se encuentra ubicado en una zona, muy beneficiada con la energía solar. Muchas empresas están cambiando a este tipo de energía limpia, ya que se dan cuenta el bajo costo que les representa en su operación. Orisun, pone a tu alcance la mejor tecnología, para que tu también te unas a este grupo de mexicanos comprometidos. En el momento que lo decidas, te hacemos una visita para darte las alternativas que prefieras.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

+ 88 = 96